El 28/11 Llega a los cines argentinos EL AMOR DURA TRES AÑOS, escrita y dirigida por el autor francés Frédéric Beigbeder

EL AMOR DURA TRES AÑOS
Escrita y dirigida por el autor francés Frédéric Beigbeder

En el siglo XXI, el amor es un SMS sin respuesta…

Marc Marronnier, crítico literario de día y cronista de sociedad de noche, se acaba de divorciar de Diana. Ya se ha convencido para siempre de que el amor no dura más de 3 años. Ha escrito incluso un tratado que lo demuestra; hasta que conoce a Alice y su convicción se tambalea.
Estreno: 28/11/2013
Duración: 98 minutos
País: Francia
Distribuye: Ifa Cinema

“Beigbeder combina el ritmo de comedia de estilo americano con una mirada definitivamente francesa sobre la infidelidad y el romance”
Variety
“Una comedia romántica encantadora”
The Montreal Gazette

Trailer

SOBRE EL DIRECTOR
Frédéric Beigbeder es un escritor, crítico y comentarista francés. Asistió al Institut d'Études Politiques de Paris donde obtuvo una licenciatura en Ciencias Políticas en 1989 y comenzó a trabajar como ejecutivo de publicidad, autor, locutor y editor.
En 1994 creó el premio literario Prix de Flore, que se entrega anualmente a una joven promesa de la literatura francesa. Entre los ganadores se encuentran Vincent Ravalec, Jacques A. Bertrand y Michel Houellebecq. Su novela 13,99 euros causó su despido fulminante de la agencia de publicidad donde trabajaba como creativo. Desde 2005 dirige el programa “Grand Journal” en el mismo canal, donde analiza la actualidad literaria.
El film “L’Amour dure trois ans”, adaptado por él mismo de su propia - y homónima - novela, es su primera película como director.


SOBRE EL LIBRO

EL AMOR DURA TRES AÑOS
Frédéric Beigbeder
Traducción: Sergi Pàmies
Anagrama; 2003
Colección: Panorama de narrativas
No das crédito a estar tan enamorado. Durante un año, la vida es una sucesión de soleadas mañanas. Te dedicas a escribir libros sobre esta cuestión. Te casas lo antes posible. El segundo año, hacéis el amor cada vez menos. Resistes la tentación de fijarte en las señoritas ligeras de ropa. El tercer año, ya no resistes la tentación. Llega el momento en que ya no puedes soportar a tu esposa, te has enamorado de otra. Recibes dos noticias. La noticia buena: tu mujer te abandona. La noticia mala: empiezas otro libro. Una historia de amor muy moderna, radicalmente autobiográfica, que el autor-protagonista presenta de forma aguda y desenvuelta.

SOBRE EL FILM 

ELENCO
Alice                                      Louise Bourgoin
Marc Marronnier               Gaspard Proust
Jean-Georges                      JoeyStarr
Pierre                                    Jonathan Lambert
Kathy                                    Frédérique Bel
Antoine                                Nicolas Bedos
Anne                                     Elisa Sednaoui
Con la participación de Valérie Lemercier
Con la participación excepcional de Michel Legrand

FICHA TÉCNICA
Dirección                               Frédéric Beigbeder
Guionistas                            Frédéric Beigbeder, Christophe Turpin, Gilles Verdiani
Autor de la obra original  Frédéric Beigbeder
Duración: 98 minutos
País: Francia
Distribuye: Ifa Cinema

NOTAS DEL  DIRECTOR
LOS INTÉRPRETES DE MIS PERSONAJES...
LOUISE BOURGOIN: Así como a Michel Legrand, la quería desde el principio. Pero ha sido complicado lograrlo. Me llevó cuatro años convencerla. Cada vez, ella me decía que sí, que le gustaba el proyecto, pero siempre tenía otra cosa para hacer. Creo que también había que tranquilizarla, que si bien era mi primera película, comprendiera que ya tenía una cierta experiencia en el set. En TV habíamos hecho juntos “Grand Journal” y teníamos el mismo humor. Y, aunque encontró mucho mejor la última versión del guión, comprendiendo que lo que quería hacer era algo verdaderamente personal, fue mi insistencia, creo, la que acabó por convencerla. Ella era mi idea desde el comienzo y conseguí conquistarla. Las mujeres aprecian a los hombres que insisten. Estoy muy feliz del resultado. A mi parecer, no había otras actrices francesas que podían dar este tipo de actuación "a lo Cameron Diaz", muy divertida, inteligente y sexy a la vez.  En las situaciones más divertidas, sabe guardar la elegancia. Sabe vomitar en la pantalla… Y hacernos pasar de la risa a las lágrimas en pocos segundos.
GASPARD PROUST: Marc Marronnier se me parece mucho. Para escoger a su intérprete, hice casting a varios actores. Algunos posiblemente habrían funcionado muy bien también. Pero no hubo evidencia, hasta que descubrí el espectáculo de Gaspar Proust y que lo  conocí. Desde entonces, estuve tan convencido que convencí a todo el mundo. Artísticamente, era evidente. Respecto al plan de la financiación, fue más complicado porque es su primer gran papel en el cine. Hubo que convencer las cadenas de TV y a los financistas. Les agradezco por haber confiado. Si estaba tan convencido, es porque hay en lo que Gaspard escribe una crueldad, una elegancia, una gracia fría que me tocaron, y me hizo sentir que había algo romántico escondido detrás de ese nihilismo. Lo que lo haría echarse a reír sin duda si me oye. Pero estoy seguro que tengo razón y esto se ve en la película. Gaspard puede devenir un tipo como  Hugh Grant o hasta Cary Grant. Grant en francés se dice: Proust.
JOEY STARR: Es loco que haya aceptado este papel. Nos cruzábamos desde hace algunos años. Me llamaba "Su Suficiencia". Lo conocí por Maïwenn, un día en que nos había reunido a los dos en su sala de montaje para recoger nuestras opiniones sobre “Le Bal des actrices”. Es allí donde simpatizamos. Pensaba que estaba bien sumar a alguien como él, del que no se sabe absolutamente nada lo que le pasará al llegar al film. Encuentro siempre interesante jugar sobre la imagen de un actor. Ese año trabajó en Polisse, donde hace de un policía; podemos decir que experimentó lo que es ser actor, a saber interpretar personajes muy diferentes. Me encantó trabajar con él, escuchaba lo que me proponía. Es tranquilo, respetuoso, creativo. ¡Es el comediante ideal!
JONATHAN LAMBERT: Con Jonathan, es también una historia de amor que viene de lejos. Hicimos juntos una emisión sobre Canal +, Hiper Show, que formó parte de estos desastres y tanteos que precedieron la creación de “Grand Journal”. Que Nadie miraba. Y animábamos esto juntos, Jonathan y yo. Cuando hubo que encontrarle un mejor amigo a Marc, intelectualoide y un poco loco, pensé en seguida en él. Está en mi película como está en la vida, mientras que habitualmente, parece más bien exuberante y transformista, como en sus sketches en casa de Laurent Ruquier. En mi película, quería que  sea como lo conozco, un padre de familia casado, amoroso y fiel.
VALÉRIE LEMERCIER es una vieja amiga. El personaje le gustaba y nos divertimos en ajustar los diálogos juntos para hacerlo a medida. Me inspiré en mi editor Manuel Carcassonne que jamás anuncia buenas noticias. Cada vez que le doy un manuscrito, dice cosas desagradables, pero con mucho humor. Creo que le gustará mucho verse encarnado por Valérie.  El verdadero Manuel trabaja en  otra parte de la película.  Es él quien entrega el Premio de Flore. Me inspiré también  en Teresa Cremisi, en Françoise Verny, en Jean-Paul Enthoven. Adoro a los editores, hice ese oficio durante tres años.



Y AQUELLOS CON QUIENES HABÍA SOÑADO...

Tuve mucha suerte que ellos aceptaran. FRÉDÉRIQUE BEL, soy partidario de su locura desde hace tiempo y fue un placer dirigirla. Igual para ELISA SEDNAOUI a la que había descubierto en “Vamp fatale dans Bus Palladium”. Encontraba interesante que Marc se divorciara de una mujer muy muy hermosa. Valoro la idea de que se pueda estar con alguien sublime, y que sin embargo esto no marche, precisamente porque es demasiado perfecto. Estoy también muy orgulloso que NICOLAS BEDOS haga su debut en el cine en mi película, creo que está excelente en un pequeño papel de composición (el marido abandonado), y me ha hecho morir de  risa. Y luego hay actores a los que siempre quise. En particular en las películas de Pascual Thomás y de Yves Robert cuya truculencia y el placer de las palabras siempre aprecié. El caso no era solo un homenaje sino  también un placer egoísta, la alegría del revival, la nostalgia de un cine "vintage". Así es como escogí a CHRISTOPHE BOURSEILLER y ANNY DUPEREY, sacados de “Un éléphant ça trompe énormément”.

Comentarios