Novedades Editoriales Abril 2014: B DE BLOK (Juvenil)

CRISPÍN SOTO Y EL DIABLO
Hugo Mitoire
Colección Escritura Desatada
El campo es el escenario ideal de un tiempo que parece no tener principio ni final. Allí pasa sus días Crispín. Solo, pobre y con la tristeza de haber perdido a toda su familia. Sin embargo, una aparición inesperada cambiará su vida para siempre.
¿Qué harías si el Diablo sale a tu encuentro? ¿Y qué responderías si te propone un pacto? ¿Y si ese pacto fuera a favor de hacer justicia?
Dice Hugo Mitoire, autor de Crispín Soto y el Diablo:
Desde tiempos inmemoriales se ha hablado del Príncipe de las Tinieblas y su revelación ante los hombres. En todas las épocas y lugares ha habido hombres que protagonizaron o fueron testigos de encuentros; escucharon relatos escalofriantes o al menos sospecharon acertadamente de su presencia. La antiquísima expresión “ha vendido su alma al Diablo” es tan actual, como lo fue en cualquier otro tiempo. El procedimiento es sencillo y sin ningún misterio: alguien, de manera imprevista, una noche se encuentra ante el mismísimo demonio; habitualmente, la primera reacción es de incredulidad, que desaparece cuando el aparecido realiza alguna prueba o muestra de sus poderes. Una vez convencido –hombre o mujer-, el interlocutor comienza a ofrecerles todos los placeres, riquezas y poderes del mundo, a cambio del alma. Eso es todo. La tentación es grande, sorpresiva y abrumadora. Paradójicamente, quienes más huyen de él, quienes más temerosos se sienten ante la sola mención de su nombre o quienes desesperadamente buscan protección divina, son –en general- los más afectados, los más perseguidos y… cautivados.

EL OCASO DE LAS RAZAS
Leyendas Dracomanas III.
Julián Cáceres Narizzano
Luego de vencer a Zedor, el Dragón de la Oscuridad, y de liberar de su tortuoso destino a Zakyll, su hermano, Svalbard continúa con su camino. En compañía de Azanthias, llega al bosque de Petros, donde la Hydra, un dragón de nueve cabezas, los acecha. Por suerte, Rátson, el misterioso asistente del alquimista Melquíades, los ayuda a escapar.
Hospedado en el laboratorio del alquimista, Svalbard acepta liberar a Petros de la bruja que ha hechizado a la Hydra y la ha vuelto enemiga de todos, para poder luego continuar con su misión. Al ir en busca de algo para comer, atrapan a Varulv Lobisomem, el cazador de dragones que viene tras los pasos de Raptor desde Fágaros Zei y que acepta ayudar a Svalbard entusiasmado con la idea de capturar a la Hydra para que forme parte de su colección de cabezas de dragones. En un esfuerzo conjunto, la derrotan y descubren accidentalmente la fórmula para despetrificar al pueblo del alquimista: luego de tragarse el Talismán de Zjeleidas que Svalbard le arrojó, la Hydra revierte su poder de petrificar a las personas.
Mientras los antiguos pobladores del bosque siguen despetrificando a sus amigos, Svalbard en compañía de Melquíades, Rátson, Azanthias y Varulv Lobisomem continúan viaje en el Trotamundo, un prototipo aerovolante impulsado por el torrente ígneo de Raptor. Se dirigen hasta los volcanes Magnos en el corazón de Ylmorthem, las tierras en donde los antepasados de Svalbard detonaron el desprecio y la destrucción al dar origen a la raza bullkana. Allí Svalbard se enfrentará al Señor del Abismo.
Luego de ese encuentro, solo quedará el último gran desafío, aquel en el que los ejércitos de la Noble Estirpe, comandados por su antiguo maestro Gartmir con la ayuda del arquero Tovar, se enfrentarán en la batalla final para recuperar la real fortaleza de Ballkemart Terr. Sin embargo, Svalbard sufrirá una de las pérdidas más dramáticas que un dracomano pueda experimentar a manos del enemigo y que le anticipará la lucha final que le espera: Raptor, su dragón, se convertirá en el Dragón del Abismo del que las profecías dicen que exterminará a la estirpe dracomana…
Julián Cáceres Narizzano (Argentina, 1990) es un joven autor formoseño que comenzó a escribir la saga Leyendas dracomanas a los 15 años. Mientras cursaba a los 18 años en Buenos Aires la carrera de Diseño Industrial, terminó el primer volumen. La muerte de su padre cambió el rumbo de su vida y lo obligó a abandonar sus estudios.

De vuelta en su provincia, se hizo cargo de los asuntos familiares a la vez que comenzó a darle forma al segundo volumen de la saga. Imaginativo, soñador y amante del dibujo, este escritor innato y estrictamente autodidacta, se ha inspirado para crear su ficción en los paisajes y personajes que conoció en los viajes que hizo como mochilero por Latinoamérica. Leyendas dracomanas es su primera saga.


Comentarios