Novedad Editorial Noviembre 2014: LA LETRA EME - Ficción

LOS CASQUIVANOS
Nicolás Hochman
Novela
“Todos quieren subirse a Los Casquivanos, dice un personaje. La frase se refiere al vehículo que es clave en el relato —una camioneta disfrazada de trencito, llena de 'entertainers' vestidos de Spiderman, Bob Esponja y el dinosaurio Barney—, pero sirve también para la novela. Los Casquivanos es un vehículo inusual, que nos garantiza un paseo vertiginoso e inolvidable. A bordo de Los Casquivanos, se practica miniturismo por la condición humana. Allí estamos todos, expuestos en nuestras magníficas contradicciones: frívolos y profundos a la vez, guarangos y exquisitos, absurdos y recalcitrantes, sí — pero siempre dignos de (com)pasión. Lo de Nicolás Hochman es un tour, sólo que de force. Como el más fogueado de los ilusionistas, logra que su trabajado artificio se vea —se lea— natural. Y aunque el show sea breve vale el precio de la entrada, porque nos expone a la riqueza de las emociones humanas: leyendo Los Casquivanos se ríe y se sufre, se siente y se piensa... y se vuelve a reír. Yo me subí a Los Casquivanos. Y cuando el grandote de Sándor saltó encima del dinosaurio Barney y empezó a las piñas, sentí placer y vergüenza al mismo tiempo. O sea: la pasé bomba”.
Marcelo Figueras

Nicolás Hochman (Buenos Aires, 1982) es profesor y licenciado en Historia por la Universidad de Mar del Plata y doctorando en Ciencias Sociales por la UBA. Es integrante del Grupo Alejandría y consejero editorial de Lamujerdemivida. Organizó el Congreso Gombrowicz y fue director de la revista Casquivana. @NicolasHochman



Comentarios